Sobre Pintura & Arte

Sobre Historia

Las hilanderas, retrato de una venganza

En este óleo, Velázquez se inspira de nuevo en un tema mitológico para componer un cuadro en varios planos. En el primero aparecen las hilanderas; detrás apreciamos a Atenea cuando castiga a Aracné y el fondo, el tapiz de la discordia.

¿Qué pasó? El cuadro se basa en el mito de la diosa Atenea y Aracne. Cuenta la leyenda que Aracne era una hermosa tejedora, con enorme talento e igual orgullo. Un día decidió retar a la diosa para ver quién componía  el tapiz más bello. Atenea aceptó el reto. Una vez finalizada la labor, la Minerva griega no tuvo más remedio que admitir la superioridad de la obra de la tejedora; entonces, llevada por la furia decidió con su lanza destruir el tapiz de la mortal. Aracne, desesperada por tal actitud quiso ahorcarse colgándose de un hilo. Sin embargo, Atenea se apiadó de ella y optó por transformarla en un ser que seguiría tejiendo hasta el fin de los tiempos: una araña.

Si quieres saber más sobre Velázquez, su vida, obra y talento, apúntate a la conferencia “Velázquez como nunca lo has visto, de Jesús Morón el miércoles 10 de diciembre. ¡Hasta pronto!

Write a comment:

*

Your email address will not be published.

Dirección:
Meléndez Valdés, 48 – 6º dcha.
28015 Madrid - España
Síguenos: