Sobre Pintura & Arte

Sobre Historia

Otto Dix y otros degenerados

Otto Dix, “Hugo Erfurth con perro”, 1926. En épocas de crisis se vuelve siempre al arte figurativo.

Dix junto con otros artistas de la época fue considerado un “degenerado” por los nazis,  junto con Paul Klee, Wassily Kandinsky y Oskar Kokoschka, o famosos artistas alemanes de la época, entre ellos Max Beckmann, Emil Nolde y Georg Grosz.

En 1937 los nazis inauguraron en Múnich una exposición para mostrar la decadencia del arte. Los nuevos jerarcas alegaban que el arte degenerado era el producto de judíos y bolcheviques, a pesar de que sólo seis de los 112 artistas expuestos eran judíos.

No hay que olvidar que antes de lanzarse a la política, Hitler había iniciado una carrera de pintor. Sus telas que representaban paisajes y edificios fueron rechazada por los críticos del momento, que preferían la abstracción. La muestra de Múnich fue quizás la venganza de un pintor frustrado.

pintura de Hitler, 1914

Sin embargo, el tiempo pasa y las mentalidades cambian. Hoy en día muchos de los artistas incluidos en la exposición del 37 son considerados grandes pintores del arte moderno y, en muchos casos, visionarios de la catástrofe que cayó sobre Europa durante el III Reich.

Ayer sábado 8 de abril, pudimos disfrutar y aprender sobre este obscuro periodo en la visita especial “Arte degenerado y las Vanguardias”. El museo Thyssen incluye en su colección los artistas otrora proscritos.